martes, 27 de enero de 2015

Marca, envase y embalaje

La correcta elección de la marca, el envase y el embalaje puede resultar decisivo para el éxito de nuestra política de producto.


La marca

Convivimos con múltiples marcas aún en los últimos años en los que las “marcas blancas” han ganado terreno a las “marcas no blancas”. Conseguir tener una marca conocida y valorada por nuestros clientes potenciales supone una gran fuente de ventaja competitiva. Ni que decir tiene si conseguimos hacer de nuestra marca un producto en sí mismo.


Y es que una marca reconocida tiene un gran valor para la empresa. Veamos la clasificación mundial de las marcas realizada por Interbrand en su “100 best global Brands




Como vemos, la más valorada es Apple, con una estimación de 118,863 millones de $. Apple ha conseguido que sus productos se identifiquen como diferentes del resto de sus productos competidores.

Un usuario de un móvil Appel suele referirse al mismo por su nombre “iPhone” y no de manera genérica como “móvil”. Igualmente para muchos consumidores no es comparable un “iPad” con una “tablet”, ni un “iPod” con un “MP3”.


Las 10 marcas más valoradas en 2014 eran, por orden: Apple, Google, Coca-Cola. IBM, Microsoft, General Electric, Samsung, Toyota, McDonalds y Mercedes Benz.


¿Sabes cuáles eran las diez marcas más valoradas en el 2000?¿Cuantas crees que se mantienen entre las 10 primeras? Intenta adivinar cuáles sí están y después comprueba.

Aquí lo puedes comprobar




Envase

En muchos productos la importancia del envase es decisiva, en unos más que en otros. Por ejemplo, en los perfumes, la mayor parte del coste del producto es a veces el propio envase, cuando en principio debería servir únicamente para contener el producto mientras no es utilizado, en este caso no es así sino que es uno de los principales reclamos para la venta del producto.



La campaña de Coca-Cola personalizando cada una de las latas con nombres para que la gente identifique el suyo (aquí los nombres), ha supuesto un aumento significativo de las ventas en un período corto de tiempo. Su consumo había bajado un 8% en los últimos años y se han disparado un 13% en 2013 coincidiendo con la campaña (aquí).





Embalaje

El embalaje inicialmente servía únicamente para transportar el producto. Actualmente sirve de apoyo para la venta. En muchos de los embalajes de los productos aparecen las características técnicas de los mismos, es decir, es utilizado como técnica de merchandising.

También es utilizado para ayudar a aumentar el volumen de ventas como es el caso de Coca-Cola cuando aumentan el número de unidades de los Packs. Podemos encontrarnos, en el caso de las latas, con embalajes que agrupan 8 latas, 10, 12, 12 + 2 de “regalo”, 24, 30, etc.







No hay comentarios:

Publicar un comentario